Certificado Energético

El certificado energético hace referencia al valor numérico del consumo de energía primaria estimado del edificio, expresado en kWh/año,  y de emisiones de dióxido de carbono, expresado en  kgCO2/año, así como a los ratios por m2 de superficie

Aunque no será obligatorio tener una calificación mínima para poder vender o alquiler el inmueble, lo cierto es este certificado jugará un papel muy importante en la decisión del potencial comprador o inquilino de la vivienda.

El ahorro energético entre dos viviendas de las mismas dimensiones, entre una calificación A y una calificación G, puede ser del 70%. Esto se traduce en que el propietario o inquilino de una vivienda con calificación A pagará en energía un 70% menos que el propietario de una vivienda de calificación G para conseguir los niveles de confortabilidad normales.

Entre los condicionantes que determinarán la calificación de una vivienda se encuentran

  • Materiales de la fachada y su orientación,
  • Envolvente de la vivienda (techo, paredes y suelo),
  • Calidad de las ventanas y persianas,
  • El tipo de sistema de agua caliente y calefacción y su combustible,
  • La clase de electrodomésticos que contenga.

A los propietarios no les quedará más remedio que acometer una serie de obras de mejora si quieren aumentar el atractivo de su vivienda.

El certificado energético pondrá una nota a cada vivienda de la ‘a’ la ‘g’, “una vivienda con una eficiencia energética ‘a’ puede reducir su factura un 20%-30% respecto de una vivienda calificada como ‘c’ o ‘d’, por lo que la inversión que supone hacer más eficiente a la vivienda se amortiza”

About the Author

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>